Ya en post anteriores hablábamos sobre algunas características de la madera. Desde Grabados Grado queremos que conozcas que hay detrás del trabajo que realizamos y que sepas, de primera mano, alguna de las características de los materiales con los que trabajamos. En este caso, la madera.

Además de las ya citadas, con la madera se pueden hacerse algunas distinciones o grupos. Existen las maderas duras como las del roble, el nogal, el cerezo, la encina o el olivo que tan presente está en todos nuestros campos.
Por el contrario, también existen las denominadas maderas blandas que son las que proceden de árboles como el álamo, abedul, el cedro, el abeto o el pino.

La principal diferencia que existe entre ellas es que los árboles con madera dura son de hoja caduca, tardan más tiempo en alcanzad su madurez y, por tanto, son más caras. Son las que se suelen utilizar para el mobiliario, vigas de las casas y demás construcciones. Y, en su defecto, los árboles de madera blanda tienen como característica principal que su crecimiento es mucho más rápido por lo que el precio es más razonable.